Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de junio, 2018

Poema: Al deleite de ti.

¡Hola, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Almería, Junio 2018 Una mañana a la sombra inmersa en una lectura. ©️elrincondekeren Cobijo para el afortunado, entre placeres y el festín. Las caricias  en pena caerán, No podré comprenderte en enfermedad en explosión de enfrentamientos No podré culparte por el bien por el mal No encontraré tu apoyo pues ella es el refugio de los que se detienen al amor, Sentada en mi alivio por el sol, arrugo la nariz  pues no estoy para ti ni para nadie Al cálido le acojo entre página y página cuidando un amor ilustrado Enemigo del desaliento  inocente o desbocado se alimenta de cada ilusión   Ya no hay desaliento  asoma la sonrisa  ¿Que el amor dulce es? Que le digan al hambre si es saciedad  cuando de dulce se trata ¡Qué le digan! Susurra el viento cálido  la página ya no es de papel  Click a la página  ávida lectura  ensoñación al amor  Ella me sigue dando aun así cobijo  Ella negra  Ella que tantos huéspedes conoce  El refugio del sol

Poema: Al deleite de ti.

¡Hola, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Almería, Junio 2018 Una mañana a la sombra inmersa en una lectura. ©️elrincondekeren Cobijo para el afortunado, entre placeres y el festín. Las caricias  en pena caerán, No podré comprenderte en enfermedad en explosión de enfrentamientos No podré culparte por el bien por el mal No encontraré tu apoyo pues ella es el refugio de los que se detienen al amor, Sentada en mi alivio por el sol, arrugo la nariz  pues no estoy para ti ni para nadie Al cálido le acojo entre página y página cuidando un amor ilustrado Enemigo del desaliento  inocente o desbocado se alimenta de cada ilusión   Ya no hay desaliento  asoma la sonrisa  ¿Que el amor dulce es? Que le digan al hambre si es saciedad  cuando de dulce se trata ¡Qué le digan! Susurra el viento cálido  la página ya no es de papel  Click a la página  ávida lectura  ensoñación al amor  E

Relato: El Defensor

¡Hola, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Carlos volvía con sus amigos después de una noche de concierto. Joan, seguía con sus temas de conversación que nunca acababan; Joana que no se perdía nada le seguía la corriente e intentaba rebatirle cada comentario; Eli que solo hablaba para meter pequeñas puyitas para que Joan dejara de hacerse el interesante con Joana y dejarlo callado, y Carlos, que seguía el panorama ,divertido, sin perderse nada. Un sonido pareció retumbarle los oídos de tal manera que logro echar a Carlos al suelo encogido como un niño de cinco años. El sonido era tan agudo que podía atravesar el tímpano. Pareció una eternidad pero, una vez fue bajándose la intensidad de aquel sonido, vió que sus amigos le miraban atónitos y expectantes por saber que le había ocurrido. Al parecer, había sido el único afectado: - ¿En serio no habéis oído el sonido agudo y persistente que se ha escuchado?- Los tres amigos se miraron entre ellos y al unísono aseguran que

Relato: El Defensor

¡Hola, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Carlos volvía con sus amigos después de una noche de concierto. Joan, seguía con sus temas de conversación que nunca acababan; Joana que no se perdía nada le seguía la corriente e intentaba rebatirle cada comentario; Eli que solo hablaba para meter pequeñas puyitas para que Joan dejara de hacerse el interesante con Joana y dejarlo callado, y Carlos, que seguía el panorama ,divertido, sin perderse nada. Un sonido pareció retumbarle los oídos de tal manera que logro echar a Carlos al suelo encogido como un niño de cinco años. El sonido era tan agudo que podía atravesar el tímpano. Pareció una eternidad pero, una vez fue bajándose la intensidad de aquel sonido, vió que sus amigos le miraban atónitos y expectantes por saber que le había ocurrido. Al parecer, había sido el único afectado: - ¿En serio no habéis oído el sonido agudo y persistente que se ha escuchado?- Los tres amigos se miraron entre ellos y al unís

Poema: Él y yo

¡Hola mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Añoro tu calidez Añoro el olor de tu espalda dirás ¿Porqué? ¿Qué tiene la espalda que no tenga otra parte? Forma una curvatura que, logra estremecerme, ahí, en medio de ese acto de amor, creo en el poder de las pequeñas cosas... No es hasta que con tus ojos curiosos me observan, y los míos también se forman bailes de miradas nos damos eso que tanto ansiamos decirnos pero que solo expresamos con los ojos... las pupilas... algo extasiados, maravillas del poder las sensaciones... Me acaricias con ternura la ternera suavizas tu prisa cómo si supieras que las prisas no traen nada bueno, pero en este juego siempre hay aceleración, Hemos logrado alcanzar aquello que nos proponemos. La calma llega al hogar cómo si hubiéramos deshecho toda carga frustrada, en nuestro interior... en nuestras almas... Evadimos el móvil, evadimos el habla televisiva y entre ruidos y sirenas, juntos nos abrazamos en el cobijo, Ignoramos el mundo, de ahí a

Poema: Él y yo

¡Hola mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Añoro tu calidez Añoro el olor de tu espalda dirás ¿Porqué? ¿Qué tiene la espalda que no tenga otra parte? Forma una curvatura que, logra estremecerme, ahí, en medio de ese acto de amor, creo en el poder de las pequeñas cosas... No es hasta que con tus ojos curiosos me observan, y los míos también se forman bailes de miradas nos damos eso que tanto ansiamos decirnos pero que solo expresamos con los ojos... las pupilas... algo extasiados, maravillas del poder las sensaciones... Me acaricias con ternura la ternera suavizas tu prisa cómo si supieras que las prisas no traen nada bueno, pero en este juego siempre hay aceleración, Hemos logrado alcanzar aquello que nos proponemos. La calma llega al hogar cómo si hubiéramos deshecho toda carga frustrada, en nuestro interior... en nuestras almas... Evadimos el móvil, evadimos el habla televisiva y entre ruidos y sirenas, juntos nos abrazamos

Poema: Pese a todo

¡Hola, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Encontré un amor que aun en el temblor demostró su valía pese al estruendo pese al murmullo Encontré lágrimas de felicidad de amor de remolinos vespertinos pese al desconcierto a palabras dolorosas Que ruta tomar cuando puede condicionar Palabras de desconsuelo palabras sin hilarse hirientes... cuando vienes a mi me ahuecas bajo la ternura todo es olvido Encontré un amor que reniega del dolor tan bueno es lo hallado tan ignorantes al alrededor Ignorantes al qué dirán cuando somos dos almas acopladas entre merienda y cena El albor olvidará ¿Qué fue de aquella regañina?                          Se fue...                          ya no habita...                          Nos amamos... Almería, Mayo 2018 Imagen propia ©️El Rincón de Keren

Poema: Pese a todo

¡Hola, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Encontré un amor que aun en el temblor demostró su valía pese al estruendo pese al murmullo Encontré lágrimas de felicidad de amor de remolinos vespertinos pese al desconcierto a palabras dolorosas Que ruta tomar cuando puede condicionar Palabras de desconsuelo palabras sin hilarse hirientes... cuando vienes a mi me ahuecas bajo la ternura todo es olvido Encontré un amor que reniega del dolor tan bueno es lo hallado tan ignorantes al alrededor Ignorantes al qué dirán cuando somos dos almas acopladas entre merienda y cena El albor olvidará ¿Qué fue de aquella regañina?                          Se fue...                          ya no habita...                          Nos amamos... Almería, Mayo 2018 Imagen propia ©️El Rincón de Keren

Relato: ¨El teléfono al que llama, está apagado o fuera de cobertura¨

¡Hola, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Caminaba alegre. Lo podía notar en el buen tiempo, en las palomas, el sol, el cielo... Había sido una buena semana, todo lo que tenía que hacer para olvidar el mal sabor que deja la sensación de estar sola, lo podía invertir mediante los paseos curiosos en un día soleado cómo aquel. Y no había día más ocupado, que el de su día a día.  Los lugares a los que acudía, eran la melodía de un lunes, pero si tenía que elegir un día de la semana, supongo que todos estarían de acuerdo con ella. Los viernes. Los viernes eran la delicia de cualquier pareja, de los que se dejan caer por las terracitas, las calles con sombra y las heladerías. El verano había llegado pero ella persistía en dejar su cuerpo al sol, para sentir la luminosidad del camino. No por frío, sino por emociones encontradas.  Un viernes tenía todas las de ganar, pero no por ello el lunes era menos valioso. El lunes le daba la oportunidad de demostrarse, así misma, cuan

Relato: ¨El teléfono al que llama, está apagado o fuera de cobertura¨

¡Hola, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Caminaba alegre. Lo podía notar en el buen tiempo, en las palomas, el sol, el cielo... Había sido una buena semana, todo lo que tenía que hacer para olvidar el mal sabor que deja la sensación de estar sola, lo podía invertir mediante los paseos curiosos en un día soleado cómo aquel. Y no había día más ocupado, que el de su día a día.  Los lugares a los que acudía, eran la melodía de un lunes, pero si tenía que elegir un día de la semana, supongo que todos estarían de acuerdo con ella. Los viernes. Los viernes eran la delicia de cualquier pareja, de los que se dejan caer por las terracitas, las calles con sombra y las heladerías. El verano había llegado pero ella persistía en dejar su cuerpo al sol, para sentir la luminosidad del camino. No por frío, sino por emociones encontradas.  Un viernes tenía todas las de ganar, pero no por ello el lunes era menos valioso. El lunes le daba la oportunidad de dem

Sur

¡Hola, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! ©️El Rincón de Keren Almería, finales Mayo. Dónde cada uno hace y deshace, dónde cada cual es, solo por el hecho de existir. No soy reina de este castillo, las tierras son de alguien, y ese alguien, en algún momento de la vida unió cielo y tierra removiendo cada genialidad que me convertía en lo que hoy, es una realidad, veamos pues porqué. No soy sin mi totalidad.  Desde niños, nos fijamos en tantas cosas a la vez que, sería imposible puntualizar qué eran todas esas cosas qué le llegan a gustar. Al ser tantas, puede que me decida entonces, por lo que más marcó mi vida y que condicionó forma de actuar, hablar y sobre todo, interesarme.  ¡Comenzamos! Soy el color que nunca quisieron en tierras norteñas.  Más cada noticiario es la excusa perfecta para odiar. De la tierra soy  De la alegría me unto  Mi esbozada curiosidad hacía el sur Miradas hacía abajo con ilusión  La ilusión de una niña Creerá en la rumba  Sentirá en un flam

Me Gusta