jueves, 28 de septiembre de 2017

Ser Hijo no es fácil pero ser padres ...

¡HOLA, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores!



Una mesa bien puesta, todos los platos bien presentados, una comida deliciosa a la vista, vino, Vichy, Coca-cola para los menores... Todo está dispuesto para una reunión donde las sillas son numerosas, sin embargo, el número, no es lo importante. 
Todos comentan, ella escucha sin hablar. Para nada es como ella imaginaba que sería una familia pues las conversaciones eran banales y tediosas, otras parecía que algo de alegría se quería instaurar pero pronto, como vino se fue y las conversaciones frías y distantes, eran casi como estar en un glaciar. Penetraban por las manos y se esparcían por la espina dorsal irguiendo aun más la columna. Al fin y al cabo, ser hija y sobrina política era lo que tenía. 


---------------------------------------------------------------------------------------------------

Imagen extraída de Google


Uno no debe mirar a su hijo como aquello que le hubiera gustado ser, sin embargo reiteradas veces se comete el error de querer verse reflejados en ellos. Un poco por lo que les gustaría y por lo que no les gustaría que padecieran de su dura vida. 

Al niño o niña hay que mostrarle los caminos y darle a elegir. Cuando es adolescente, conociendo las consecuencias, el porque, lo que estaría bien y lo que no, darle una idea y luego dejar que sea cual sea la elección demostrarle que también es una buena elección y que también vamos a estar ahí.

Si es adulto, entender que ya aprendió unas bases y tuvo una idea de la que partir. No pretender educar a destiempo porque la época de aprendizaje ya pasó ahora debe hacerlas a su manera. No obstante,  los consejos son de ayuda sin pretender que hagan o se acaten a nuestra merced. 

El miedo está ahí, pero nada frena mejor una experiencia ( para aprender) que una caída a tiempo. ( estaremos ahí mientras necesiten ayuda)

Equivocarse enseña a nuestros hijos y a las personas en general. Cuantas más veces caiga y le enseñes que no pasa nada, que debe continuar, más fácil es el camino para ellos en la adultez. 

( los gritos y los consejos con dureza no hacen más que asperezas y mala relación y da la creencia de que no son buenos para cualquier tarea. Mucha paciencia, amor y cariño porque en realidad todo esto, ya lo sabéis)


©El Rincón de Keren

13 comentarios:

  1. Hola keren. Creo que ser padre o madre es de las cosas más difíciles que hay (igual por eso yo no lo soy, jeje). Encontrar ese equilibrio perfecto entre no inmiscuirnos demasiado en su vida, para que vaya aprendiendo, pero tampoco dejarle solo a su merced (los golpes pueden ser demasiado fuertes). Y además luego están las circunstancias, el entorno, las amistades..., hacer que todo sea armónico. De verdad que algunos se merecen auténticos homenajes (otros no tanto).
    Me ha gustado mucho tu reflexión, Keren.
    Te mando un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ziortza,
      Algo que comentas es el entorno. El gran problema de las amistades y estudios, más adelante las salidas y la vestimenta ( en las niñas) casi podría decir que es el gran drama. Lo comentaba con una dibujante algo más joven que yo. Todo está en como eduques a tu hijo, lo que le enseñes, creo que la armonía se consigue en base a la relación que forjes con tu hijo y familia. Las circunstancias suelen ser otro problema porque nunca sabes como pueden ir las cosas pero el apoyo aun cuando sabes que lo que hace tu hijo no es lo correcto es crucial, ( desde mi punto de vista como hija) a mi se me negó muchas o demasiadas cosas, no es la mejor de las soluciones y menos cuando se es adolescente. Se tiene la tendencia de exigirles más a los primogenitos. Quiero creer porque con él o ella son las expectativas y las ilusiones, por eso el verse reflejados. Con el segundo, como ya se tiene la experiencia uno se lo toma con más calma pero no es igual a ser permisivo. Que creo que todos coinciden en eso. Está muy bien, querer hacerlo bien, pero no depositar todas tus esperanzas en esta pequeña personita. Al fin y al cabo, son como arcilla a los que hay que moldear y habrá formas que no nos gustarán pero no podemos pretender que sea como nosotros queremos, las imperfecciones, también son bonitas. Yo tampoco tengo hijos, es una ardua tarea ser padres y creo que como tú dices, lo hay padres y madres que lo hacen de lujo y otros que no tanto. Agradezco tu reflexión y tu aporte para complementar el relato y la reflexión. Todos aprendemos un poco más. Un saludo y fuerte abrazo para ti también, Ziortza.

      Eliminar
  2. Hola Keren, en mi opinión la paternidad y la maternidad son pedagogía y buen ejemplo por encima de otras circunstancias. La disciplina es fundamental, pero no la severidad. Por otro lado, la motivación en positivo es un arma educativa a emplear en la mayoría de ocasiones. Encontrar el equilibrio entre cierta seriedad y la dulzura necesaria, es la clave para ayudar a crear personas más integras y empáticas con los demás. En cualquier caso, aquí no hay formulas mágicas, es un trabajo y un placer que hay que hacer a diario y aprender a hacerlo siempre con mucho cariño.
    Abrazo Keren, la reflexión me ha gustado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Miguel,
      Es cierto, tiene que haber cierto equilibrio entre lo que enseñas, explicas y el ejemplo que das. Educar no es de las tareas más faciles, lo sé, pero lo que planteas como padre, tiene toda la coherencia. Una educación motivadora es buena no solo para el niño o adolescente sino para la buena relación. Aunque reconozco que, vuelvo a repetir, no es fácil. Gracias por tu opinion tan cercana como padre y sincero punto de vista. Un gran saludo!!

      Eliminar
  3. Es muy difícil ser padre, hoy, en mi tiempo era más fácil. Yo, hoy, creo que no sería capaz de serlo, por tanto, chicos, papases y mamases, sois unos héroes y unas futuras víctimas ... del amor filial.
    Bromas aparte, buen artículo, Keren.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Enrique,
      La verdad que no es tarea facil hoy por hoy tener hijos, ya sea por el entorno, la economia, o por muchos otros factores pero si hay heroes aunque tu hayas hecho una broma. Me alegra que te haya gustado el articulo Enrique, Un saludo y un abrazo!

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Hola Marina,
      primero, gracias por acudir de nuevo al blog. y segundo me agrada que te haya gustado. He tenido que salir y no podia contestar, pero me ha hecho mucha ilusión. Un gran saludo!

      Eliminar
  5. Vou repetir o comentário .
    Não sei se foi postado
    O texto é maravilhoso sobre a relação ente pais e filhos .
    Sensível e delicado

    ResponderEliminar
  6. Wow! No le pudo venir mejor titulo a este tema... Cuando uno es niño e incluso adolescente no se entienden muchas cosas, uno se vuelve de cierta forma "necio" con los padres, hasta que poco a poco la vida te va haciendo cambiar de papeles, de roles, y empiezas a ver que es mas difícil ser padre que hijo... aun no soy madre, pero puedo comenzar a comprender a mis padres, y puedo incluso ya visualizar lo que me tocara vivir, no será fácil pero haremos que sea gratificante el camino por recorrer... :D
    Os mando un fuerte abrazo!!! :D

    ResponderEliminar
  7. Está muy bien. Tratas una temática difícil que abre un gran debate.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ana Lomba,
      por pasarte y dar tu opinión. Un saludo!

      Eliminar
  8. Hola Helena,
    Me tengo que inclinar también por tu postura con lo referente a lo "necios" que a veces nos mostramos, sobretodo en la adolescencia. Casi como si el todo, fuera el <> Es comprensible creer que uno lleva razón incluso sin tenerla. Sin embargo, este fin de semana he comprendido a través de una lectura (haciendo referencia a las frases que solemos ver "Hay que dejar ser") que hay que dejar ser o comprender que aunque no se tiene razón ello también podría ser bueno, y en cuyo caso no lo sea, equivocarse. No iba tan mal encaminada y por ello quería indagar un poco con la lectura que vino a mi casi de pura casualidad este fin de semana. Me hace ilusión que siendo un poco más joven que yo, ya comprendas esas dos fases del "tengo razón y no hago caso" y el punto de vista desde un padre o madre. Estás siguiendo, desde mi punto de vista el proceso hacia la adultez. vamos, que eres muy madura. Me alegra que me hayas dado tu opinion porque además así en mi cabeza y las libretas, hago mis propias conlusiones sobre el tema y tengo una idea más clara de lo que en realidad prevalece para uno mismo y para esos pequeños que un día serán adultos. Un saludo y repito, gracias por tu aporte.

    ResponderEliminar