martes, 21 de noviembre de 2017

Fragmento de : Se miraba al espejo

¡HOLA, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores!

Hoy me ha dejado escribir, 
tal vez mañana no pueda así que aprovecho para verter mi alma
y ya de paso
plantearles una pregunta:

¿A dónde van?

No me refiero hacia qué lugar, 
No me refiero que van hacer hoy 
Me refiero a que es eso que quieren...
que anhelan ... 
que les hace mover el alma y devolverla a su lugar... 

Les escribo este fragmento que he cortado para hacer pensar o reflexionar 
sin embargo, 
no es mi intención hacerles sentir incómodos 
más bien 
darse cuenta de lo malo que son algunas cosas 
y
lo bueno que es darse cuenta de otras. 



Fotografía propia 
©El Rincón de Keren

Fragmento

Deslizas tu brazo para darme los buenos días, y comienza mi batalla después de un beso que después de un rato me devuelve a la realidad.

¿A dónde voy?
En mi cabeza, pájaros adolescentes
De mis manos, cartas sin destino
Mis letras, razón de mi vivir
Mi música, el aire que me hace vivir
Rehúso no ser valiosa
¿Qué importa el color de mis manos?
Aprendí que uno es lo que le gusta
A los logros ajenos, aumentan mis ganas de crecer
Reconozco a alguien que tiene arte
Reconozco su esfuerzo, aunque no es en valor de los demás
Reconozco su fuerza, lucha cada día
Reconozco su dolor, sin ese dolor quizás no tendría arte
Pero se mira al espejo y me pregunto
¿A qué estás esperando?
Las palabras sobran
Ella misma lo ve
Al diablo con los demonios
Al diablo con el miedo
Se mira al espejo y la reconozco,
Me reconozco.
¿A dónde voy?


(...)


©El Rincón de Keren




2 comentarios:

  1. Hola Keren, quizás no vayamos a ningún lugar, quizás sea el viento el que nos empuje hacia uno u otro lugar. En todo caso mirarse al espejo y preguntarse puede ser un buen principio de que hacer con el resto de nuestra vida. Y es que nuevo día, es un nuevo comienzo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Miguel,
      Es cierto lo que dices, sin embargo la otra cara es la de verse y no saber qué hacer con todo lo que ves. También de no saber como juntar lo bueno con lo maravilloso entre tanta cosa mala. Como ejemplo, esas podrían ser alguna de esas cosas que por más que piensas, a veces, evitas mirarte al espejo pero ... cómo dices, hay que mirarse, hay que reconocerse, pero sobre todo, tenerse paciencia, no ser tan duro con uno o una misma y darse cuenta que dentro de lo bueno, también hay cosas malas.

      Gracias por aportar al blog tu granito de arena. Un saludo!!

      Eliminar